volver arriba

La Persistencia

La pintura en el espacio y la espacialidad en la pintura son dos de los aspectos que investiga el trabajo de Leila Tschopp.
En exposiciones como “Modelos Ideales” (2011), la artista trata el espacio de la galería desde un punto de vista teatral, donde una pintura se superpone a otra en el espacio, interfiriendo así en la visión particular y en la narrativa de cada una de las obras, creando al mismo tiempo un espacio escenográfico.
En muestras posteriores, la obra de Tschopp se fue alejando de este tipo de construcciones escenográficas, sin perder del todo su carácter teatral. Gilles Deleuze escribió en la Lógica de la Sensación, que los paneles que componían los trípticos de Francis Bacon eran, cada uno, un personaje. Siguiendo este camino, la artista dio un giro a su pintura, o deberíamos decir a sus instalaciones pictóricas, dejando atrás su carácter escenográfico y transformándolas en personajes, lo que evidenció relaciones más mentales y menos físicas entre sus pinturas.
En el trabajo de la artista puede verse un sistema en el cual una imagen nos lleva a la otra. Si bien en sus primeras muestras estas relaciones son evidenciadas en la yuxtaposición de pinturas, en trabajos más recientes, como los que componen la exposición en Diagrama, podemos ver conexiones intuitivas y personales entre distintos episodios del arte del siglo XX: desde David Alfaro Siqueiros y su obra realizada para el Poliforum, hasta un fragmento del mural que Diego Rivera realizó para el auditorio del Antiguo Colegio de San Ildefonso, pasando por una de las imágenes que Oskar Schlemmer creó como parte de su Slat Dance, en el que el artista transforma en figuras geométricas a los bailarines, aunque también podrían verse a los bailarines y sus trajes como dibujos cambiantes en el espacio.
Resulta interesante que para hablar de la pintura de Tschopp, sea necesario hacer referencia a sus exposiciones. Más allá de las citas y las composiciones particulares de cada pintura, sus piezas establecen relaciones entre sí y con el espacio que las alberga.




descargar en pdf